BITÁCORA SENSORIAL, REFLEXIONES DETRÁS DE LA COPA

Cerveza México 2016… La fiesta continúa

hdr

Texto y fotos: Cindy Agustín

Llegué temprano a la inauguración de la séptima edición de la Expo Cerveza México 2016. Me puse las botas de la inmortalidad, como suele ponérselas cada individuo que desea pasar desapercibido; que oculta un pasado obscuro y antepone una delicada sonrisa antes de una fiesta, donde, de antemano sabes que dicha fiesta se llena de un alto nivel de testosterona.

Los organizadores muy contentos esperaban que más de 23 mil personas se congregaran durante los tres días en el Pepsi Center. ¿Lo lograrían? Imagino que sí. A este evento le anteceden siete de años de constancia y en esta ocasión se sustentaba con 600 etiquetas de cerveza artesanal, dispuestas en pequeñas y grandes degustaciones.

También sustentó al evento los 22 jueces de cinco países diferentes, que asistieron a la competencia, la Copa Cerveza 2016. Esto, gracias a que aumentó un 20% la cantidad de muestras inscritas. Como lo indica Jaime Andreu, uno de los fundadores de Cervecería Primus: “El año pasado fueron cerca de 500. Este año son casi 600 muestras que van a degustar los jueces en menos de una semana”.

Esta cantidad de cervezas inscritas supone un auge en las inscripciones y en la fiabilidad de la competencia; sin embargo, quizás haya sido el problema con el extravío de la cerveza “Señor Matanza” que se perdieron durante la contienda; y que por ello, los hermanos Larios Rizo (fundadores de Cervecería Fauna) manifestaron su indignación a través de un video, donde ellos aseguraban que era su “mejor infusión”. Los hermano Larios exigieron a los organizadores a una explicación para “volver a confiar en ellos”.

dav

Mini recuento

Los cerveceros que cada año se congregan, llevan la información de las cervezas que obtuvieron medallas de bronce, oro y plata. Por obvias razones, eran los stands donde había más gente.

Por ello, me acerqué con Cervecería de Colima y le pregunté Gilberto Figueroa, responsable del área de ventas en la Ciudad de México para que me convenciera con frases muy mercadológicas a beber una de sus cervezas. Y con esto me convenció: “Nosotros hemos roto paradigmas y nos hemos posicionado en el mercado en el poco tiempo que llevamos. Somos de los primeros en hacer cervezas lager, generalmente todos hace cervezas ale. Empezamos a hacer cerveza lager con Colimita que nos ha ido bastante bien […]es nuestra cerveza insignia fue la primera que sacamos al mercado“.

Al probar una de estas cervezas, la Colimita que tiene un estilo Czech Pale Lager –una lager ganadora de oro-, supe de inmediato que son las cervezas que podrían gustarle a quienes a penas inician con la onda de las cervezas artesanales. Que en un principio, por el alto contenido alcohólico, pueden llegar a rechazarlas.

Otra opción es la California Ale de Cerveza Fortuna de 4.5% de alcohol; ésta ganó plata concursando en el estilo Blond Ale.

hdr

Hice una pausa en estand Número 138 de la empresa Portland Kettle Works , empresa norteamericana que fabrica equipo cervecero y que observó el boom chelero en nuestro país. Aquí platiqué con Amílcar Ferrer quien comentó: “Llevamos cuatro cervecerías completas instaladas en México y 10 clientes con nuestros tanques”.

Entre las cervecerías que han confiado en Portland Kettle Works están Cerveza Loba, La Brü y D Tap Room by Drakonus; y esto porque, de acuerdo a Amílcar: “Nosotros te damos la asesoría, platicamos desde cuántas cervezas quieres hacer, qué tipo de cerveza quieres hacer y sobre eso, ajustamos el equipo que necesitas […] también tenemos una cervecería en Portland y los clientes son bienvenidos para conocer a nuestro maestro cervecero, a tomar una clase con él y aprender a usar el equipo”.

Esta información es valiosa para todos aquellos entusiastas cerveceros que están animados y con un presupuesto real para iniciar un negocio.

hdr

LO BUENO DE LA EDICIÓN 2016

  • Fueron más de 170 stands, la mayor parte conformado por cervecerías de producción artesanal hecha en México.
  • Ciceron Certification Program iniciará una certificación directamente en México, en el próximos año –quizás-, el programa estará traducido en
  • español. Más info: cicerone.org
  • La proliferación de Apps gratuitas para conocer sobre la cerveza artesanal que se produce en México. Te recomiendo Beer & Crafters creada por Roberto A. Romero, en está encontrarás un directorio muy completo de las cervecerías ubicadas en Baja California y los eventos próximos para iniciar una visita y probarlas con los maestros cerveceros.

 

Standard
REFLEXIONES DETRÁS DE LA COPA

VINO MEXICANO Y CAMBIO CLIMÁTICO, CAPÍTULO 3

Cindy Agustín

Déficit de agua en Baja California

El enólogo Daniel Lonnberg, quien ha trabajado en la bodega Adobe de Guadalupe y está a cargo de la línea de vinos en vinícola Emevé, ambas ubicadas en el Valle de Guadalupe explica que el agua con la que se alimentan las plantas es a través de los pozos y comenta “… hay un descontrol que estamos teniendo con el agua… Entonces en qué nos perjudica, directamente en los viñedos, donde la salinidad se incrementa en los vinos…”.

En cuestión hídrica Baja California tiene un panorama poco alentador; con una incidencia mayor de perturbaciones atmosféricas, como el fenómeno del niño presentado generalmente en invierno, en gran parte del océano Pacífico. Además, se prevé que en la próxima década, Baja California se convierta en una de las regiones más secas de nuestro país.

Algunas afectaciones de las temperaturas cálidas en un vino

  • Se concentran más azúcares en la uva, lo que provoca una obtención más alta de alcohol al vinificar
  • El jugo obtenido tiene menor presencia de antocianos, compuestos concentrados en la piel de la uva tinta
  • Maduración precipitada de la uva, y excesiva maduración de la misma fruta
  • Afectación directa en la apreciación del sabor en un caldo

Qué se hace en algunos viñedos internacionales

Algunas bodegas en España se están sembrando en terrazas para obtener una exposición solar menos directa. En zonas vitivinícolas en Estados Unidos se hace un nuevo orden de las hileras en los viñedos, para generar sombras en la propia planta.

Para evitar sobre maduración en las uvas, varios enólogos alrededor del mundo anticipan la cosecha.

Entre tanto, el enólogo Hugo D’ Acosta, particularmente en la bodega Vino de Piedra (ubicada en el Valle de Guadalupe), enfoca sus esfuerzos en la madurez individual de las plantas y concluye: “Ahora tienes que actuar de individuo por individuo, no por parcela. Tratar de ser mucho más precisos en la manera que cortas… ser más cuidadosos en los esquemas de maduración y sobre todo, alejarse de los eventos, antes les llamábamos maduración total o sobre maduración para evitar esta parte que lastima el equilibrio del vino”.

EL FUTURO DE LOS VINOS EN BAJA CALIFORNIA

En 2012, el área de Oceanografía Física, del departamento de Investigación Científica y Educación Superior de Ensenada de Baja California, concluyó el proyecto de investigación llamado “Situación actual y bajo escenarios de cambio climático de la industria vitivinícola de Baja California, México”, dirigido por la Dra. María Tereza Cavazos y un grupo de investigadores, a partir de las conclusiones se realiza la siguiente información:

  • En las regiones vitivinícolas ubicadas en Baja California se prospecta un aumento de temperatura
  • Disminución de la precipitación anual entre 10 y 20 mm, con un leve incremento en verano, que podría afectar la salud de las plantas
  • Hay sobre explotación en los acuíferos de Tijuana, Santo Tomás y Tecate, en tanto, los acuíferos del Valle de Guadalupe y de Ojos Negros tienen sobre concesión. Una de las zonas más afectadas podría ser San Vicente.
  • En el Valle de Guadalupe seguirá la presencia de enfermedades como la podredumbre gris (Botrytis cinérea) y la cenicillas (Plasmoporavitícola y Uncinula necátor), y probablemente se extienda a las zonas los valles: Ejido Uruapan, Ojos Negros, San Vicente y Santo Tomás.

Más información: http://www.inecc.gob.mx/estudios

Búsqueda: Situación actual y bajo escenarios de cambio climático de la industria vitivinícola de Baja California, México.

Standard
REFLEXIONES DETRÁS DE LA COPA, VINOS MEXICANOS

CAMBIO CLIMÁTICO Y VINOS MEXICANOS CAPÍTULO 1

Cepa-sufre

Cindy Agustín

Debemos aprender a ajustar nuestra lectura anterior sobre el viñedo a una climatología completamente novedosa”. Enólogo Hugo D’Acosta

Tenemos que crear conciencia básicamente de lo que se está perdiendo; incluso, tener conciencia a nivel nacional”. Enólogo Daniel Lonnberg.

Estimaciones en el área científica han determinado que el cambio climático en nuestro país tendrá escenarios con diferentes magnitudes de impacto, en algunos sistemas naturales como el ecosistema, el climático, el hídrico y la biodiversidad; tomando en cuenta que en el contexto vitivinícola, los factores climáticos determinan el crecimiento saludable de la uva que produce un vino característico en las regiones mexicanas; la voz preocupante del enólogo se antepone a una situación de riesgo para los cultivos, donde forzosamente habría una adaptación hacia un nuevo panorama donde la industria pueda continuar su labor.

UN ESBOZO SOBRE EL CAMBIO CLIMÁTICO EN MÉXICO

La definición de Cambio Climático conlleva al estudio de áreas especializadas, con base en la ubicación de la tierra con respecto al sol; situación que genera una gran diversidad de climas en todo el mundo y en cada zona particular, en determinado país; tomado en cuenta la radiación solar, los gases que interactúan en la atmósfera, así como el efecto invernadero que se genera en la tropósfera.

La Dra. Ligia Pérez Cruz, investigadora del Instituto de Geofísica y jefa del departamento de Exploración Geofísica, de la Universidad Autónoma de México quien ha realizado investigaciones sobre los cambios climáticos que se han presentado en la historia de la evolución de la tierra; explica que, basándose en registros naturales, y en particular, a través del estudio de sedimentos marinos en el Golfo de California, en México se han observado cambios en el clima.

La experta explica: “…lo que nosotros observamos precisamente en los últimos 150 años es un cambio en las condiciones oceánicas relacionadas obviamente con el clima. En donde lo que observamos son incrementos de temperatura de las aguas superficiales”. Dicho en otras palabras: “Hay una mayor incidencia de CO2 en la atmósfera por la actividad antropogénica, entonces tenemos un mayor calentamiento y […] lo que está pasando es que cambian las características de la composición química de la atmósfera. Al cambiar esto, pues se inicia con toda la parte de la dinámica atmosférica y de la circulación oceánica. El sistema climático es un sistema complejo. Entonces lo que nosotros estamos viendo son este tipo perturbaciones atmosféricas…”.

Así se entiende que si existe mayor presencia de CO2 en el ambiente, lo que ocasiona es el incremento de temperatura en la parte baja de la atmósfera.

Por otra parte, estudios científicos realizados por el Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (Inecc), proyectan modelos predictivos afirmando “que la temperatura en México aumentará 4°C en la zona fronteriza con Estados Unidos de América, y se estima que el resto del país aumentará entre 2.5 y 3.5°C”. Se prevé una disminución de la precipitación en el país “en promedio entre un 5 y 10% (entre 22 a 4.5 mm/mes menos)”.

EL ENÓLOGO ANTE EL CAMBIO CLIMÁTICO

  • A Paolo Paoloni fundador de Villa Motefiori, en el Valle de Guadalupe, en Baja California le desconcierta los cambios de temperaturas en la región: “El año pasado, el 15 de mayo (2014) se incendiaron dos cerros y en cuestiones de horas, el fuego llegó hasta el viñedo […] el viento soplaba y chispas de fuego volaban por todos lados. Este año, el 15 de mayo (2015) llovió, con frío. Es decir, unos cambios extremos. Esto, lo veo como gran problema en los próximos 10 años…”.
  • En la parte central de México, el enólogo Branko Pjanic quien está involucrado en proyectos de viticultura orgánica en los estados de Guanajuato y Querétaro comenta que en centro del país, si bien, no ha habido un patrón que indique una afectación drástica debido al cambio climático, se “ha notado una pequeña disminución en la cantidad de lluvia en la zona de Guanajuato; sobre todo este año (2015) […] porque hemos tenido una cosechas muy secas”, que beneficia el cultivo en los viñedos. El año 2015 prospectó una cosecha beneficiosa para los vinos que se produjeron en Guanajuato (por las mismas condiciones atmosféricas.
  • No obstante, la amenaza en los cambios de temperaturas y bajas precipitaciones en Baja California es latente; como lo explica el enólogo Hugo D’Acosta, fundador de la bodega Casa de Piedra: “… el pedazo de pastel que estamos viviendo nos da unas condiciones climáticas que no estábamos acostumbrados. Por lo tanto, no sabemos si es un cambio climático permanente; pero el impacto de esa modificación, clima, temperatura, agua, está presente. Entonces debemos aprender a ajustar nuestra lectura anterior sobre el viñedo a una climatología completamente novedosa”.
Standard
REFLEXIONES DETRÁS DE LA COPA, VIAJES ETÍLICOS

DE VUELTA… LOS 100 VINOS MEXICANOS

DE VUELTA A LOS 100 VINOS MEXICANOS

100-Vinos-Vinotips

Texto y fotos: Cindy Agustín

El pasado 5 de marzo de 2016, asistí –acreditada como prensa- al Festival 100 Vinos Mexicanos; en el séptimo año que lo organiza Viñedos La Redonda. Es mi segunda vuelta, pues, estuve en la segunda edición (en 2012). Desde entonces se vislumbraba una propuesta interesante al congregar en Querétaro a varias bodegas mexicanas, e incluso proyectos de entusiastas del vino en nuestro país.

Visiblemente contento, el Ing. Claudio Bortoluz, director de Viñedos La Redonda, reiteró que estaban presentes más de 700 etiquetas y más de 70 bodegas de vino. “Sólo congregamos vino, no porque la cerveza no se pueda conjugar con esta bebida, pero queremos apoyar al Vino Mexicano”, comentó el Ing. durante la inauguración.

Hace cuatro años, durante mi primer asistencia, hubo una mayor oportunidad de platicar con los “hacedores de vino”, con los enólogos y los distribuidores. En esta ocasión, a partir de 12:00 horas, la afluencia de personas imposibilitó quitarles el tiempo a los productores, entre el servicio y la venta de botellas.

100--Vinos-Vinotips-Foto03

MUCHACHADA HACIENDO VINO MEXICANO

Ese mismo día contacté a pocos productores que a penas van iniciando en esta labor. En particular a dos propuestas, muy diferentes, ambas provenientes de Baja California; nombrados por el Dr. Víctor Torres Alegre como “enotécnicos”, diferenciando a los expertos enólogos. Para mí estos nuevos jóvenes “que hacen vino”, se asemejan a DJ´s que hacen música sin necesidad de tocar un instrumento y que trabajan de forma independiente; y que cuando hay una buena técnica, surgen composiciones electrónicas excelentes hasta convertirse en grandes productores. Así se espera que pueden pasar con dos promesas con quienes platiqué.

El primero con quién hablé fue Roberto Sais (26 años), uno de los tres hermanos que han seguido con el “Legado Sais”, un proyecto vitivinícola que inició el Dr. Jesús Renato Sais (q.e.p.d) entre 2005 y 2006; se han ido consolidando paulatinamente. Roberto me comentó que es la tercera vez que asiste al evento 100 Vinos Mexicanos, y desde el primero han tenido aceptación por los clientes.

Legado Sais (vinícola ubicada en El Porvenir, en el Valle de Guadalupe) estuvo cobrando la degustación de sus vinos en $50 (y se degustaban tres diferentes añadas). Roberto le comentó a uno de los asistentes: “Estamos seguros que así pondrán más atención a los vinos que estamos haciendo, que son vinos con un carácter interesante”. Siendo una producción tan pequeña (entre 1000 y 2000 cajas) es válido generar esta estrategia; sin embargo, la mayoría de las personas están acostumbradas a probar gratuitamente (un pasaporte directo al consumo casi ilimitado de vino mexicano por un día, por una entrada de $400 pesos). Y cuando no hay degustación, pero sí la venta, las personas simplemente se van a stand más surtido (los que más producen).

A penas degusté el Cabernet Sauvignon (añada 2009) de Legado Sais, corroboré que tienen – en mi particular opinión- una personalidad definida (un vino con cuerpo y taninos equilibrados)… Pondría en la balanza un pago mínimo por un recuerdo significativo en el paladar…

El segundo productor a quien abordé fue a José Pedroza (31 años), de Bodegas Infinito, cuando le pregunté quién hacía el vino, con una gran sonrisa afirmó que él y un amigo químico, llamado Mario García… Comentó que todo inició en la tierra, porque los Pedroza son una familia de agricultores, “vendemos hortalizas –dijo”, y arrancaron el proyecto en 2008. Ahora también cultivan uvas (Cabernet Sauvignon, Malbec, Tempranillo, Nebbiolo, Grenache Blanc, Moscatel) en el Valle de Ojos Negros.

Durante la entrevista, Pepe no paró de servir el vino rosado pintado con Rubí Cabernet: Nebula Rosé (¿Por la nube interestelar o en honor a Nebula –comic de Marvel-? ¿Por su poder infinito?). Un vino que no tuvo venta directa al público, pero que definitivamente conmocionó a los jóvenes que buscan vinos frescos. Me quedó con Nebula (la supervillana) porque más bien el vino tocó fuerte como el guante infinito, por su delicado aroma y su presencia brillante…

Ambas vinícolas, están en búsqueda de un distribuidor de vinos en la Ciudad de México. La megalópolis donde todo se vende a muy buen precio.

100-Vinos-Vinotips-foto2

Entre los asistentes que han repetido visitas en este evento comentan que ojalá el espacio tenga mayor capacidad, en los subsecuentes festivales, pues es un éxito tanto en visitas (casi 10 mil personas entre el 5 y 6 de marzo), productores satisfechos, filas interminables en los baños, borrachera segura con vino (para quien no mide las consecuencias de no escupir las degustaciones –aunque te vean mal, tienes derecho a escupir-); compras con un ligero menor costo (quizás ahorres entre 10 y 50 pesos por botella); comida (productos lácteos, jamón serrano, sales gourmet), catas guiadas y un ambiente completamente familiar. Regreso a casa con escasas dos botellas, pero con la gran inquietud de comprar más Vino Mexicano.

Más información:

http://www.viñedoslaredonda.com/festivales

http://www.legadosais.com

https://www.facebook.com/vinicolainfinito/

Standard
Cindy Agustín, REFLEXIONES DETRÁS DE LA COPA, VINOS MEXICANOS

Ella y el vino

 

Por Cindy Agustín 

Ella escribe como obsesionada. Me observa.

Yo sonrío, pero no hay respuesta.

Fin de la música.

Ella dibuja seria. Muy seria.

¡Ella parece molesta!

Ella, no para de escribir; como si estuviese absorta.

Sorbe. Disgustada vuelve a escribir.

Titubea y enmarca su copa.

Pierde el tiempo moviendo su copa… y la deja.

Ella difiere, divaga entre la página blanca al ritmo del acordeón.

No despega el crayón. Es su fortaleza.

Como lo es para mí…

Locura… Desconcierto…

 

* Poema escrito por Cindy Agustín durante la experiencia sinestésica en México, organizado por Casa de Piedra Viticultores (www.vinoscasadepiedra.com)

Fecha: Martes 23 de junio de 2015. Lugar: La Teatrería.

Standard
Cindy Agustín, REFLEXIONES DETRÁS DE LA COPA, VINOS MEXICANOS

Septiembre… ¡celebremos!

Cindy Agustín

 Lunes 7 de septiembre de 2015. Entrando a los últimos meses del año. Festejos relacionados al vino y la gastronomía hay muchos. Empezando por el impulso a la “gastronomía nacional” con un programa político por parte del gobierno de México; que anuncia en voz alta el presidente Enrique Peña Nieto una cifra de 5.5 millones de empleos (directos e indirectos) que genera el sector restaurantero.

Tomando como Fuente la página de Canirac (www.canirac.org.mx), el sector restaurantero generó hasta el 2011, como lo estipula su página, 4 millones 550 mil empleos tanto directos como indirectos; que conformó 3.58% del Producto Interno Bruto. Una elocuente cifra si de acuerdo a la misma Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), uno de cada 10 comercios que hay en nuestro país es precisamente un restaurante.

Esta iniciativa suena muy alentador para la Industria, que ha tenido sus desaventuras desde la llegada del Virus de la Influenza (A/H1 N1), donde tan solo en la Ciudad de México, provocó el cierre de 35 mil restaurantes en abril de 2009. Además de ello, las historias perdidas de cierres de restaurantes por extorsiones del narcotráfico, pérdidas millonarias, negocios que debido a la percepción de inseguridad en una región, o una ciudad –como Zacatecas por ejemplo- haya mermado la actividad en restaurantes y bares, con un crecimiento casi nulo en los años pasados. Por esta parte, celebro que se prospecte un crecimiento en la industria restaurantera.

Ante vicisitudes de este rango, los chefs mexicanos se merecen ya un aplauso. Sobre todo, aquellos que han sobrepasado influenzas, percepción de inseguridad y nombramientos de importancia internacional como el que hizo la Unesco al declarar en noviembre de 2010 como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad a la Gastronomía Mexicana. Un ejemplo del trabajo en los fogones, consistente, es el que ha hecho el Chef Azari Cuenca, director del Grupo Litoral y chef del restaurante El Litoral, que en agosto de 2015 celebró 15 años de la apertura y servicio de este negocio. Durante la cena, donde se sirvieron nuevos platillos como la Alcachofa al carbón glaseada a la mantequilla de Chemita y berros, y el Filete de res bañado en sabayón de azafrán; el chef –además de anunciar que lanzaría su libro llamado Gastrología- confesó que particularmente le preocupa que en el medio gastronómico, muchos jóvenes recién egresados enfrenten el mundo laboral, sin “contar –dijo- con la suficiente experiencia… hecho que se refleja en algunos concursos internacionales donde se observa que los representantes de otros países son chefs que han laborado toda su vida en la Industria; mientras tanto, México envía a jóvenes que no logran competir a un nivel superior”.

En confianza, con unos mezcales de por medio, el chef Azari Cuenca comentó con orgullo que por primera vez en el tiempo México será sede en la selección continental latinoamericana del evento de gastronomía mundial, Bocuse d’Or a contenderse del 11 al 12 de febrero de 2016, en la Ciudad de México. Donde por cierto, el presidente del concurso será el chef Enrique Olvera; y el chef Guy Santoro, presidente de Vatel club México, será el presidente del Comité de la Organización Continental de dicho concurso.

Qué bueno que México proyecte su gastronomía y genere relaciones con otros países a través de los chefs mexicanos.

Y como en una celebración es insulsa si no hay con qué brindar. En esta mesa de reflexión se recuerda la celebración inusual de la existencia del Vino de Piedra en México desde la añada 1997; el vino emblemático de la vinícola Casa de Piedra, fundada y dirigida por el enólogo Hugo D´Acosta.

El enólogo mexicano decidió mostrar uno de los vinos más vendidos en México en el 2006, en una “Experiencia Sinestésica” en el mes de julio de 2015. Este proyecto creativo muestra a través de una sesión y cata de 18 cosechas del Vino de Piedra (pero que no se presentan consecutivos en una sola sesión), donde se estimule asociaciones sensoriales a través de la música y la luz.

Durante la cata (realizada el 23 de junio de 2015) se presentaron dos vinos blancos y tres tintos; cada vino se cató con distintas melodías y colores distintos. Había una cartulina blanca con crayones, para que el asistente dibujara lo que su emoción le dictara.

Con una racional necedad, comencé a tratar de describir las notas del primer vino: “En nariz se destaca olores que me recuerdan a la piña y a la miel; es muy sutil en boca; sin embargo, el color amarillo es chocante. Me lastima”.

El segundo vino, también blanco: “Mucho más aromático. Con luz negra. La música es más relajante, inmediatamente la mente descansa”. Tercer vino, tinto: “Luz en rojo. Notas aromáticas solo de madera, demasiado fresca la temperatura, astringente. La luz me molesta, aunque la música sea refinada”.

El cuarto vino, tinto: “Recuerdos de madera en nariz. Música, jazz, conceptual”. El quinto vino, tinto: “Con luz verde. Notas de cuero en nariz, madera presente. Música clásica”.

El ejercicio me resultó creativo pero a la vez destructivo para el propio vino. Pues en realidad este vino, realizado con cepas distintas cada año (a veces se usa Tempranillo, a veces Cabernet Sauvignon, en ocasiones es un ensamble de éstas), cuya producción máxima ha sido poco más de 39, 000 botellas; que ha tenido cosechas dispares, algunas demasiado secas como la añada 2000, con caldos tan apreciados como el realizado en 2006 donde –de acuerdo al creador- se aprecia mucho las especias en boca; me halla resultado un vino con notas muy fuertes a madera, sin que existiese una madurez que tanto se pide en los vinos emblemáticos.

Al final, supe que los vinos catados fueron Piedra del Sol (2013) y Vino de Piedra (quizás 2003 o 2005, no hay confirmación de cosecha).

No sé si puedo asegurar que la Experiencia Sinestésica fue un éxito en mi. Sinceramente en mi cartulina no hubo dibujos; sino trazos, ideas y un poema*.

Y al final la plática con el enólogo Hugo D´Acosta, recordó que el Vino de Piedra realizado en entre los años 2000 y 2002 tuvo una producción baja, pero que se reivindicó en el año 2006; quien también comentó que disfruta en verdad las catas verticales, para entender qué dicen los vinos en años posteriores.

Sobre la Experiencia Sinestésica concluyó que es parte de una estimulación, “para que no haya una pre concepción” cuando se degusta un vino, o bien se cata. Es importante darnos cuenta como vinófilos, de los ambientes donde se prueba un vino, la música, los amigos, el escenario… el momento. Y a partir de ahí ,dejar que el vino descubra su propia naturaleza.

Más información: http://www.vinoscasadepiedra.com

*Para leer el poema escrito haz click aquí: https://vinotips.wordpress.com/2015/09/29/ella-y-el-vino/

Standard
REFLEXIONES DETRÁS DE LA COPA

LA GLAMUROSA SAUVIGNON BLANC

Cindy Agustín

Pareciera una obviedad hablar de la potencia aromática que aporta la cepa Sauvignon Blanc. Algunos expertos consideran que los vinos hechos con esta uva presentan una mezcla de manzana verde, pimentón verde, grosella negra y tomate; los científicos y químicos la han estudiando y como resultado arrojan que esta cepa tiene tales características por su propia composición: acetato de 3-mercaptohexanol; tiroles 3-mercaptahexanol y 4-metil-4 mercatopenatanona. Un trío de fórmulas poco comprensibles, incluso para quienes muestran un título de Sommelería en cualquier universidad nacional.

La pregunta es, qué tiene la Sauvignon Blanc para que el enólogo Víctor Torres Alegre hiciera con esta cepa uno de los vinos más caros en la historia de viticultura mexicana; La Llave Blanca, un varietal con más de 10 años de añejamiento en botella y que, se puede conseguir en tiendas especializadas en un costo que supera los 20 mil pesos, una cantidad aproximada a los 200 dólares que suman todas la partes de un I Phone 6.

De la Sauvignon Blanc se sabe que tiene una fácil adaptación en viñedos de diferentes partes del mundo. Por esta razón se cultiva en Argentina, Canadá, Austria, Francia, Hungría (donde se conoce como Weisser Sauvignon, Sauvignon bijeli, Sauvignon bianco, Muscat Sylvaner); así como en Italia, Portugal, República Checa, Eslovaquia, Rumanía, Eslovenia, Sudáfrica (donde se le conoce como Blanc Fumé), Estados Unidos (aquí se le puede mencionar con Fumé Blanc), Suiza, Turquía, Croacia, Uruguay, Bulgaria y otros cuantos países más.

De todos estos, el país que cautiva por la producción de vinos blancos con exaltación aromática con esencia tropical y frutal es Nueva Zelanda. Lo curioso es que el cultivo de la Sauvignon Blanc en este país de Oceanía fue a penas en el siglo pasado, a principios de 1970. Durante este tiempo los terrenos servían como fuente de alimentación de cientos y miles de corderos. Para que la región de Marlborough lograra demostrar que tenía un gran potencial para generar vinos blancos de calidad tuvo que aparecer un personaje llamado David Hohnen, quien estableció en 1985 la bodega, Cloudy Bay.

Algunos comentan que realizó un marketing espléndido para posicionar sus vinos producidos con Sauvignon Blanc; sin embargo, otros le reconocen que fue un visionario por ubicar desde 1984 a la región Marlborough como la zona óptima para elaborar el mejor Sauvignon Blanc de Nueva Zelanda. Actualmente, Cloudy Bay produce más de 100 mil cajas al año de este vino y se maneja como uno de los mejores exponentes de este país.

En la historia anterior se resume una de las tantas razones del por qué David Cobbold (periodista de la publicación Vino BFM); Roberto Zironi (Investigación científica); Pedro Ballesteros (Master of Wine); Philippo Pszczolkowski Tomaszewski (Lectura enológica) y Paul White (periodista, colabora en World of Wine y Decanter) han decidido realizar el Concurso Mundial de Sauvignon Blanc, que lo han definido como “un encuentro de especialistas”.

Al dar una revisión de lo publicado por este certamen, aparece otro país que también le tiene un gran aprecio a la Sauvignon Blanc: Italia. Se dice, que en la parte norte de la península cerca del 80% de las bodegas la cultiva. Los vinos blancos italianos elaborados con esta cepa también son expresivos, con presencia floral, con esencia frutal, quizás con una ligera acentuación alcohólica en los vinos que provienen de la zona de Emilia Romagna, debido a los veranos cálidos. Sin embargo, estos aromas generales no deben considerarse como una regla, pues los expertos comentan en la misma Nueva Zelanda se habla de diferentes estilos de Sauvignon Blanc, algunos más herbáceos, otros exaltan los cítricos y están los que son delicados.

Aquí en México, hay un vino que está generando alboroto en el cerrado círculo de sommeliers y amantes del vino: La Llave del Tiempo. Es un vino blanco producido con la cepa Sauvignon Blanc que tiene 10 años de añejamiento; está elaborado por Vinícola Torres Alegre que lanzó una edición especial con 215 botellas. “Hace 30 años me decían –refiriéndose a los habitantes de Ensenada, Baja California- que los vinos blancos no eran para añejamiento… La Llave del Tiempo tiene 11 años de añejamiento en nuevas barricas francesas. Hay muchos mitos en el vino; y muchos buenos o malos resultados dependen de la elaboración de los mismos”; comentó el enólogo Víctor Torres Alegre.

La Llave del Tiempo, de acuerdo al enólogo puede guardarse 10 años más. Una muestra fehaciente de que hay muchas verdaderas falsas. Un vino blanco de larga guarda, valorado en 20 mil pesos con un pago previo en algunas tiendas especializadas; vuelve a poner a la Sauvignon Blanc en la mesa de estudio para enólogos y productores de vino; y en los medios, se aborda como “el vino más caro de México”. Una distinción que le ayuda en cuestión de marketing a la Vinícola Torres Alegre, tal como le funcionó a David Hohnen en los ochenta. Pero éxito posterior dependerá del tiempo, así como de la evolución propia de la Sauvignon Blanc.

Standard